El Consejo de Ministros para la Sustentabilidad y el Cambio Climático, presidido por el titular de la cartera del Medio Ambiente, Pablo Badenier, aprobó en diciembre del año 2015 la creación del Santuario de la Naturaleza Cajón de Achibueno, ubicado en la Región del Maule.

Con esta declaratoria se busca proteger la red hidrográfica de toda una cuenca, es decir, el cauce y las zonas de inundación del río Achibueno y de sus tributarios, algunas lagunas y glaciares de la parte alta de la hoya. A esto se suma la superficie de algunos predios particulares que manifestaron voluntariamente su disposición a declarar santuario sus propiedades.

De esta forma, se convierte en el Primer Santuario de la Naturaleza específicamente establecido para proteger la totalidad de la red hidrográfica de una cuenca en Chile central.

“Este santuario que hemos aprobado para la comuna de Linares busca rescatar aspectos ambientales y de biodiversidad que son altamente relevantes en el Cajón de Achibueno. Principalmente, la alta concentración de especies endémicas, tanto hidrobiológicas como de flora”, explicó el ministro del Medio Ambiente, Pablo Badenier.

El nuevo Santuario de la Naturaleza Cajón de Achibueno suma un área de protección de casi 4.556 hectáreas, de las cuáles 1.929 ha de superficie corresponden a caja de ríos y cuerpos de agua continentales; 1.388 ha de superficie de glaciares, y 1.247,61 ha de bosques.

El objeto de protección es la alta calidad de las aguas del lugar, y su biodiversidad asociada. Se trata de una zona de alto interés botánico y vegetacional, porque está en una región de transición entre los biomas del Bosque Templado Lluvioso Valdiviano y del Matorral Esclerófilo Chileno. Destaca la presencia de poblaciones de Belloto del Sur (Beilschmiedia berteroana), y de especies de anfibios clasificadas en estado de conservación.

Tras la declaratoria de esta iniciativa de protección, que es apoyada por más de 60 organizaciones de la zona, activan una serie de acciones prioritarias para implementar el manejo y gestión del santuario una vez declarado.

Entre ellas, fortalecer la línea base de los ecosistemas acuático continentales que conforman el área protegida; proponer un sistema de monitoreo y vigilancia en materias de biodiversidad, y poner en marcha de los arreglos de administración para el manejo y gestión del santuario.

13219978_10209980569771906_1870570293_n

13220054_10209980570091914_292995920_n

 

 

Anuncios