El Movimiento “Salvemos el Achibueno”, que integran diversas organizaciones de la comuna, pidió la renuncia del intendente del Maule, Rodrigo Galilea a quien culparon de ser el principal responsable de la aprobación de las hidroeléctricas de paso “El Castillo” y “Centinela”.
Eduardo Retamal, presidente de la organización, indicó que además del ex director del Servicio de Evaluación Ambiental (antigua Corema), Tomás Irarrázabal -quien renunció tras revelarse una conversación con ambientalistas donde formulaba críticas al proyecto “Achibueno”- hay una responsabilidad política que recae en el líder del estamento que dio luz verde a este proyecto, es decir, la máxima autoridad del Maule. “Le pedimos al intendente que se vaya, que deje el cargo y que anule la aprobación de estas centrales que desde sus orígenes presentan incorregibles omisiones”, dijo el dirigente.
“Salvemos el Achibueno”, tiene entre sus integrantes a la Unión Comunal de Juntas de Vecinos y del Adulto Mayor, la ANEF, la Central Única de Trabajadores (CUT), ambientalistas y líderes de movimientos por los derechos humanos. “El Gobierno del Presidente Sebastián Piñera ha perdido gran fuerza en Linares y eso se debe a las autoridades que aprobaron esta inversión. Ojala el intendente nos escuche y explique lo sucedido, porque aquí el responsable de la aprobación de las hidroeléctricas no es Tomás Irarrázabal, sino que Rodrigo Galilea”.
Las palabras de Retamal fueron respaldadas por el diputado PPD, Jorge Tarud y el concejal pro PS, Pedro Ponce quienes también esperan que el jefe regional dé una explicación ante los últimos acontecimientos. “Creo que el señor intendente debe explicar públicamente su accionar en torno a este proyecto. Los linarenses no queremos estas centrales. Así de claro”, dijo el congresal de la Concertación.
Ponce calificó las mini centrales “El Castillo” y “Centinela” como iniciativas malas y pidió que se revise minuciosamente su aprobación.

CONSULTA
Los ambientales llamaron también, a que el municipio realice la consulta ciudadana que en su instante fue aprobada por el Concejo, independiente si es vinculante y sin autorización de la Contraloría General de la República. “La ciudadanía necesita pronunciarse y expresar su voluntad. Esta consulta sería una señal clara de que el Gobierno debe intervenir en el asunto”.
Finalmente pidieron que la gobernadora de Linares presente oficialmente, a la brevedad, la solicitud de declaración de Santuario de la Naturaleza al Cajón Achibueno y que los parlamentarios de la zona realicen una investigación en el Congreso Nacional, de las anomalías que conllevaron la autorización ambiental de la iniciativa.

Fuente: Diario El Centro

Anuncios